El Servicio Público en Yucatán

Diesel Publicidad

«Querido Lector:

Si estás leyendo esto, entonces nos has hecho ya realmente felices porque significa que tienes en tus manos NUESTRA MÁS GRANDE PASIÓN»

Diesel Indutry.

No, no es agradecimiento de un famoso escritor. Esto puede leerse en la etiqueta de unos pantalones de mezclilla de la marca Diesel.

El efecto de la mercadotecnia y la publicidad

Pareciera que el sector privado lleva la delantera en «promover» esa INSPIRACIÓN en la gente. Invierten millones en campañas para que los clientes/usuarios estén satisfechos por lo que reciben sin cuestionar el precio que tienen que pagar. Técnicamente, esas campañas no hacen mejor al producto/servicio, no agregan valor, pero sí aumentan el precio final.

En el servicio público, tomar del presupuesto para hacer una campaña publicitaria debe ser analizado concienzudamente. Apostaría mejor por invertir en formar y hacer de los «usuarios/clientes», una sociedad crítica, para que valoren el esfuerzo de incontables personas que día y noche trabajan para transformar a nuestro país. Porque estoy convencido que son muchos más lo que «llevan» el trabajo a casa, los que dan más del horario estipulado.

El servicio público en Yucatán

En mi experiencia, en Yucatán, son ejemplo de lo anterior maestras y maestros, que en casa planean, evalúan, se capacitan; funcionarios que trabajan 12 horas en la oficina para cumplir con responsabilidades en tiempo y forma; aquellos que trabajan en hospitales, seguridad pública o servicios básicos, mientras los demás duermen, o es fin de semana; y por supuesto, también esos ciudadanos que no saben lo que es trabajo de «oficina» y lo dan todo cuando lo tienen y deben de dar.

Si bien es cierto que hay mucho que hacer a la par de mejorar el servicio público, es de reconocer que Yucatán es un estado que se caracteriza por tener un gobierno cercano a la gente, pero sobre todo, que en aquellas situaciones en donde el gobierno falla, es su gente la que saca la casta. Porque en Yucatán podemos decir que los servidores públicos, en su gran mayoría, son paisanos, porque los yucatecos saben de solidaridad, saben trabajar hombro con hombro, porque la sociedad yucateca tiene como columna vertebral a la familia.

Así pues, todo servidor público debe estar convencido que es un honor servir a la Patria, a nuestro estado, sólo entonces en su actuar encontrará la satisfacción que brinda servir a su gente. Y como ciudadano, una sonrisa, y un simple «gracias» es más que suficiente para revitalizar la energía de nuestros servidores públicos.

¡Gracias totales!

¿Conoces a un servidor público ejemplar?

Haz clic para compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest

1 comentario en “El Servicio Público en Yucatán”

  1. Pingback: Una maestra millennial en tiempos de pandemia – Yucatán Sabe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quién eres?

Tu no eres tu apellido, tu color de ojos o piel. No eres el colegio al que tuviste el privilegio de ir, un título universitario,

Saber mucho más »